Hablas como un libro

17.02.2018

Se emplea corrientemente la frase "Hablas como un libro". Ello puede tener dos interpretaciones: la primera, referente a la veracidad de lo que se habla, y en este caso no siempre el hombre ni todos los libros dicen la verdad, si bien el hombre es el culpable en ambos casos del engaño, pues el libro dice lo que en él se ha impreso.

La segunda interpretación puede referirse a que habla osnto como un libro, y tratándose de gente normal no comete exageración la frase si tenemso en cuenta lo siguiente: Una persona corriente pronuncia normalmente al día 18.000 palabras, que llenaría, poco más o menos, cincuenta y cuatro páginas de un libro en octavo; esta cifra se convierte en sesenta y seis libros cada año, y así resulta que una persona de setenta años ha hablado en su vida 4.620 libros de 300 páginas cada uno... Y ello, aunque sea analfabeto